21 junio 2005

"Reconocer al otro o a la otra, con quienes estableces relaciones, supone no inventártelo o inventártela, y también intentar localizar su deseo, porque a lo mejor no es el tuyo. Ese reconocimiento puede permitir establecer relaciones de autoridad, aquellas que configuran un espacio en el que generar pensamiento y crecimiento mutuos. Algo que sólo es posible cuando damos crédito, cuando damos valor, a las personas con las que nos relacionamos"

2 Comments:

Anonymous Laura said...

"(..)En el propio amigo debemos ver nuestro mejor enemigo. Cuando luches con él debes esforzarte por acercarte a su corazón. ¿No quieres llevar vestido alguno ante tu amigo? ¿Será honroso para tu amigo que te ofrezcas a él tal cual eres? ¡Por eso mismo te enviará al diablo! Quien no se recata, indigna: existen muchas razones para temer la desnudez. (...) El amigo debe ser maestro en el arte de adivinar y guardar silencio: no tienes que querer verlo todo. (...) Un adivinar sea tu compasión, para que sepas primero si tu amigo desea ser compadecido (...) La compasión hacia el amigo debe ocultarse tras una espesa corteza: en ella debes llegar a romper tus dientes. Así tendrá la suavidad y delicadeza que le corresponden.
(...) Más de uno no logra romper sus propias cadenas, y, no obstante, es un redentor para el amigo.(...)"

6/21/2005 11:31:00 a. m.  
Anonymous Anónimo said...

Buena definición del amor;imaginación y lucidez para ser consciente de lo que pasa.
Unha aperta

6/23/2005 01:33:00 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home